¿Cómo alcanzar tu paz interior para sentirte mejor?

cómo alcanzar tu paz interior

Llega un momento en nuestra vida en que definitivamente queremos sentir paz interior y es que con el ritmo frenético que estamos viviendo, cada vez es más complicado tenerla. Como madres, sé lo complicado que puede llegar a ser precisamente ese ritmo acelerado cada día; es por ello que no me cansaré de recomendarte encontrar ese espacio para ti; el estar bien contigo misma te permitirá estar bien con los demás, conseguir esa paz interior sin duda alguna te ayudará a ser la mejor versión de ti en todas tus facetas.

Reencontrar o buscar tu paz interior debe ser una prioridad si en verdad quieres sentirte y estar bien, puedes pensar que es algo complicado; sin embargo, te puedo decir que es tan difícil como tu quieras hacerlo.

Sabes que en Educación en casa, comparto estos temas de bienestar, porque considero primordial el estar bien con nosotras mismas, para poder dar lo mejor de nosotras a nuestros hijos, además de enseñarles a nuestros niños a estar y sentirse bien; no podemos pretender tener una educación y crianza exitosas si estamos mal, es por ello que los temas de bienestar son fundamentales desde mi punto de vista 🙂

¿Qué es la paz interior?

Es una sensación de calma, bienestar; es un estado en donde dejamos de estar en guerra con nuestros pensamientos, emociones y acciones; no significa que vas a estar contenta siempre, si no mas bien que aprendas a ser una persona serena, asertiva y que toma mejores decisiones.

Tranquilidad no precisamente es lo mismo que paz interior, tú puedes ser una mujer tranquila, pasiva, pero por dentro eres un torbellino de preocupaciones, tristezas, mal humor… y así es imposible estar en paz.

La paz interior es una decisión, algunas mujeres piensan que es imposible conseguir esa paz en el mundo incierto y complicado en el que vivimos; yo te puedo decir que todo depende de la manera en ves las cosas, puedes ser una mujer reactiva o una mujer que toma el control de sus emociones y decide que actitud va a tomar ante cada circunstancia de la vida.

A continuación, te doy una serie de recomendaciones que pueden ayudarte si tu deseas sentirte en paz; recuerda que para lograrlo debe ser un deseo autentico, algo que deseas de corazón 🙂

Rodéate de personas positivas

Este punto es realmente importante; cuando tu deseas un cambio verdadero, tanto interior como exterior debes ver quiénes son las personas de las que te rodean. He leído que somos el promedio de las cinco personas con las que nos juntamos, cuando eres totalmente consciente de esto, te das cuenta de la relevancia el tiempo que le dispones a las personas.

Hay veces que rodearnos de personas positivas se vuelve complicado, puesto que nos damos cuenta que hay pocas personas así; la buena noticia es que si las hay, al decirte esto, no te estoy sugiriendo que te alejes de tus familiares y amigos. Esto solo lo puedes decidir tú, yo solo puedo decirte “Rodéate de personas positivas” y evita a toda costa estar con personas que te roban energía.

Céntrate en el aquí y el ahora

Puede parecer cliché o quizá lo escuches por todas partes: “Céntrate en el aquí y el ahora” pero dime ¿Cuántas veces en el transcurso del día lo haces verdaderamente?

Disfruta de cada actividad que haces durante tu día; cuando comes; cuando te bañas; nos se diga los momentos con tu hijo; sé consciente de lo afortunada que eres. Deja por unos momentos de pensar en el futuro o peor aún de pensar en el pasado; lo que tenemos es el ahora; así que analiza si lo estás disfrutando en verdad.

Medita

Unos minutos al día de reflexión, de estar contigo, créeme que es algo único que puedes regalarte; te he hablado ya de los beneficios de la meditación en la maternidad. Ahora sabes que no tienes que pasar horas en estado zen, puedes empezar con respiraciones profundas, relajación y visualizaciones 😉

Ten pensamientos positivos

Me podrás decir que esto es difícil, y más si estás pasando por situaciones complicadas en tu vida; lo que yo ´puedo decirte es que todo depende del cristal con que miras las cosas, puedes quedarte lamentando las cosas o tomar actitud y buscas soluciones, actuar.

Tener pensamientos positivos te brinda una gran tranquilidad y te hace sentirte motivada, sé que no todo el tiempo podemos estar con en este tipo de pensamientos, pero si empiezas y tratas de volverlo un hábito descubrirás una sensación de bienestar inigualable, se vale estar con energía baja por un rato, pero no toda la vida, se vale también que esté preocupada y te sientas nerviosa, pero si de verdad piensas en que las cosas mejoraran y haces todo lo que esta en ti para lograrlo, te garantizo que así será; es cuestión de fe, actitud y constancia 😉

Acepta todas las emociones y pensamientos

Aunque algunas emociones y sentimientos nos gusten más que otras, necesitamos vivirlas todas, darnos la oportunidad de experimentarlas, porque todo nos hace aprender; de la misma forma en que el estar de buenas todo el tiempo no es posible, tampoco lo es, estar triste o enojada siempre, debemos vivir el momento y ser capaz de gestionar nuestras emociones. Entender que está bien estar enojada, lo que no es correcto es desquitarte con los demás o quedarte en ese estado por largos días.

Simplifica tu vida

Deshacerte de todo lo que ya no necesitas, aunque parezca difícil de creer es realmente liberador en todos los sentidos, así que te recomiendo que lo hagas y no solo hablo de cosas materiales si no también mentales y emocionales, puedes hacerlo un par de veces al año puede ser un buen momento para compartir.

Aprende a soltar y a dejar ir

Entender que hay ciclos en la vida es muy importante cuando quieres conseguir paz interior; las pérdidas en diferentes ámbitos de la vida, tienen que suceder en algún momento. A veces es complicado dejar ir a las personas, objetos, empleos… y en esas ocasiones en que no podamos hacerlo solos podemos consultar con un especialista.

Sé agradecida

Ningún día de nuestra vida deberíamos dejarlo pasar sin agradecer, el simple hecho de estar vivas es motivo de agradecimiento, si la gratitud forma parte de tu vida dejaras de ver tan tanto lo que te hace falta y empezaras a valorar lo que tienes, haz la prueba por un día y si puedes escribirlo mucho mejor.

Cuida tu salud

Mantener hábitos saludables definitivamente debe formar parte de ti si estás buscando tener paz mental, espiritual e interior; alimentarte saludablemente, beber suficiente agua, dormir bien, hacer ejercicio; no podemos pretender estar en paz cuando nuestro cuerpo no está bien, tener malos hábitos en nuestra vida solo hacen que estemos de mal humor, irritables, tristes y con energía baja, definitivamente para sentir esa paz debemos cuidarnos.

No existe fórmula mágica

Quizá en estos momentos estés pensando que conseguir esa paz interior es realmente complicado; sin embargo, lo que yo te propongo es que empieces con una cosa a la vez y yo empezaría por cuidar mi salud, en la medida de lo posible mantén buenos hábitos en tu vida e inmediatamente empezarás a notar cambios positivos, te verás energizada, con buena actitud; de esa manera podrás hacer el resto de los puntos.

Definitivamente esto no sucederá si no lo deseas realmente; no solamente porque yo lo escriba como por arte de magia tu querrás tenerlo, debe ser un deseo autentico, algo que en verdad quieres conseguir.

Una de mis coaches cuando le comente que para mí era complicado ser constante con el ejercicio porque no me gustaba, me dijo: “no digas que no te gusta, simplemente no has encontrado la motivación necesaria para adoptarlo como hábito” desde aquel momento deje de decirlo y eso me hizo reflexionar mucho y cambiar la actitud que tenía hacia el ejercicio y con otras actividades que no disfrutaba mucho pero que sé son beneficiosas y como te comentaba es cuestión de querer ese cambio, de querer buscar y encontrar esa paz interior que a todas nos hace muy bien.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *